Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de mayo, 2009

La Eucaristía en san Pablo.

La Eucaristía en san Pablo: “Cuerpo de Cristo, Cuerpo de la Iglesia”

Pablo es uno de los testigos privilegiados, dentro del Nuevo Testamento, al que debemos acudir si queremos comprender en profundidad el sacramento de la Eucaristía, máxime cuando estamos celebrando un Año Paulino en toda la Iglesia.
Es cierto que, en sus cartas, habla pocas veces de la Eucaristía, solamente lo hace en los capítulos 10 y 11 de la Primera Carta a los Corintios. En ambos casos, además, no se refiere a ella directa, sino indirectamente, con ocasión de las consultas que le hacen los cristianos de Corinto.
Pablo no pretende defender apologéticamente la verdad teológica de la presencia real de Cristo en el sacramento, que no era negada, sino sacar de la Eucaristía consecuencias prácticas para la vida cotidiana de la comunidad.
Corinto era una gran ciudad cosmopolita, abrumadoramente pagana, con infinidad de templos, y con fama de moralmente corrupta. La iglesia local era una comunidad cristiana entusiasta, muy…

La doctrina eucarística de Aimón de Halberstadt.

Artículo publicado en Liturgia y Espiritualidad 40 (2009), 30-35.

Aimón de Halberstadt (†853) fue un monje benedictino de Fulda y compañero de Rábano Mauro. Parece que, del mismo modo que Amalario, formó parte de la escuela palatina[1]. Se cree que fue abad del monasterio de Hersfeld. En el 840 es nombrado obispo de Halberstadt (Alemania). Como Amalario de Metz, prefirió una vida alejada de la política, siendo su única intervención pública la asistencia al concilio de Mainz en el 847. Su obra es principalmente exegética. En ella encontramos la aplicación del sentido tropológico (moral) y alegórico. Su obra eucarística es brevísima: De corpore et sanguine Domini[2]. Aunque breve, es marcadamente especulativa, sobre todo al principio, en contraste con el talante exegético de su autor.

Para Aimón el sentido del sacramento del cuerpo y sangre es la salvación de las almas de los fieles en la tierra, de forma que se robustezca la integridad de la fe y se acrecienten los méritos acumulados por…

Homilía de Benedicto XVI - Jueves Santo 2009.

Basílica de San Juan de Letrán 
Jueves Santo 9 de abril de 2008 


Queridos hermanos y hermanas:

Qui, pridie quam pro nostra omniumque salute pateretur, hoc est hodie, accepit panem. Así diremos hoy en el Canon de la Santa Misa. «Hoc est hodie». La Liturgia del Jueves Santo incluye la palabra «hoy» en el texto de la plegaria, subrayando con ello la dignidad particular de este día. Ha sido «hoy» cuando Él lo ha hecho: se nos ha entregado para siempre en el Sacramento de su Cuerpo y de su Sangre. Este «hoy» es sobre todo el memorial de la Pascua de entonces. Pero es más aún. Con el Canon entramos en este «hoy». Nuestro hoy se encuentra con su hoy. Él hace esto ahora. Con la palabra «hoy», la Liturgia de la Iglesia quiere inducirnos a que prestemos gran atención interior al misterio de este día, a las palabras con que se expresa. Tratemos, pues, de escuchar de modo nuevo el relato de la institución, tal y como la Iglesia lo ha formulado basándose en la Escritura y contemplando al Señor mismo.…